Mauricio Karl, el policía-escritor-editor «conspiranoico»

«Asesinos de España»«Asesinos de España»

Los que hayan leído «Radiografía de una revolución», el capítulo estrella de Sinfonía en rojo mayor [1] —publicado aquí en Infokratia porque corren ríos de tinta en la Red—, donde se desvela el secreto del triunfo de la Revolución rusa, como fruto de una de tantas conjuras de las elites judaicas espinosistas —cuya punta de lanza es la Finanza Internacional y sus subordinadas, la Masonería y la Judería— para alcanzar el Dominio total sobre la humanidad, posiblemente se habrán dado cuenta que pertenece al género de obra anti-contubernio judeo-masónico-comunista, muy en boga en la primera mitad del siglo XX.

Al caer en mis manos el libro, publicado en 1950, y ver que había sido publicado y presuntamente traducido del ruso por un tal Mauricio Carlavilla, hizo que me interesara por este personaje. No hay mucho en la Red, más bien breves reseñas y que, en general, son solapadamente descalificadoras, aunque de ellas se deduce una vida interesantísima, digna de llevarse a la gran pantalla —habría sido la delicia de un director como Herzog—: policía secreta con Alfonso XIII en la lucha contra elementos y organizaciones subversivas, se las arregló para que le encargasen a él un atentado contra el rey; en la República, consiguió que las órdenes de arresto contra él cayeran en sus manos; participó en el intento de salvamento de José Antonio Primo de Rivera… y, además, escritor y editor de libros de denuncia conspirativa.


Referencias

  1. Landowsky, J., Sinfonía en Rojo mayor, , Madrid, Ed. «Nos», 1950.

¡Feliz Navidad y próspero Año Nuevo 2013!

Imagen de javcus


Aprovecho para desear una muy feliz Navidad y próspero Año Nuevo a todos mis lectores, que tan sufridamente aguantan todos mis rollos. Aunque las cosas parece que pintan bastos para el año que viene —sobre todo gracias a los gángsteres de nuestros gobernantes y banqueros, que parecen empeñados en llevarnos a todos al precipicio con tal de mantener sus prebendas y chifladuras— espero que la Providencia nos eche una mano, que en la Historia se han dado casos más desesperados.

Tres cuartos de siglo con «El hobbit»

El Hobbit: un viaje de Oeste a Este por la Tierra MediaEl Hobbit: un viaje de Oeste a Este por la Tierra Media

Me entero por Elentir (hasta el alias indica que debe de ser un forofo) que hoy se cumple el 75.º aniversario de la primera edición de El hobbit, de J. R. R. Tolkien. Una gran efeméride. Lo que cuenta de su relación con la obra de Tolkien e incluso el orden de lectura de sus libros se podría aplicar casi punto por punto con la mía. Sin embargo, hay una diferencia fundamental, derivada en la diferencia de edad —calculo que soy aproximadamente un lustro mayor que él—: él no estuvo expuesto —o era demasiado pequeño para que le afectara— a la proyección en 1978 de la película El señor de los anillos de Ralph Bakshi.

Carrillo, ese prócer del proletariado

Imagen de javcus


R. I. P.


JJ. SS. — U. G. T. — P. C. E. — P. S. O. E.

Santiago Carrillo Solares
(18 de enero de 1915 —
18 de septiembre de 2012)

Se ruega a todas las personas piadosas una oración por su alma, que a los rojeras esas cosas nos da alergia.

Una Infokratia reconstruida y mejorada

Imagen de javcus

Mapa de localización de nodos: Una manera muy práctica de localización de publicaciones.Mapa de localización de nodos: Una manera muy práctica de localización de publicaciones.

Los que sigan esta página, Infokratia, habrán comprobado que ha estado en reconstrucción durante un período más largo de lo que me habría gustado. No me importa, el esfuerzo ha valido la pena, y creo que estarán de acuerdo conmigo cuando lean lo que sigue. Ya puedo notificar que en cuanto a contenido, que es lo importante, ya está reconstruida. Lo único que falta son detalles secundarios de maquetación y alguno de programación.

¿Por qué se ha tardado tanto (prácticamente cinco meses)? Los motivos son varios: personales, técnicos e informáticos.

Cómo bloquear ciertas categorías molestas de anuncios de Adsense

Imagen de javcus


Programa AdsensePrograma Adsense

En un portal católico se quejaban —y con razón— de que la publicidad de otro no era nada coherente con su ideario, puesto que aparecían anuncios de adivinación, pitonisas, hechizos y vaya Vd. a saber de qué más. No es el único caso; hasta tengo que entonar el mea culpa porque de vez en cuando sucedía lo mismo con éste, algo que me irritaba profundamente. El problema está en el sistema de subasta de anuncios de Google Adsense, que favorece los más lucrativos —muchas veces seleccionados en función del contexto— y en el sistema de bloqueo de anuncios, cuya clasificación de categorías en algunos epígrafes no son nada evidentes. Tengan la seguridad de que si en el artículo que escriban aparecen las palabras “ángel”, o “espíritu”, u “oración” o similares y no han activado filtros, les va a aparecer un anuncio brujeril y, en muchas ocasiones, en gran formato y destacado, con el consiguiente desprestigio a su página si es de contenido católico.

Aunque los filtros de anuncios de Google consideran algunas categorías delicadas, era evidente que las de adivinación, tarot, nueva era y similares no estaban incluidas en ninguna de ellas. Una solución era bloquear los anuncios por URL —y sin violar las condiciones contractuales del programa Adsense, que prohíben pulsar sobre los anuncios—; no lo recomiendo: es extenuante —parece que las páginas de chorradas cartománticas y similares son innumerables e inagotables— y no tiene garantía de éxito. La otra —la descubrí cuando estaba a punto de escribir a Google para enviarlos a hacer gárgaras— es repasarse todas las categorías generales de filtros y averiguar a cuál o cuáles pertenecen. Y lo explico en detalle en una sección dedicada a continuación, porque no es nada evidente.

Preliminares.Bloquear ciertas categorías delicadas.Encontrar y bloquear categorías generales.

Distribuir contenido